Los levantamientos que se hacen durante la construcción de un edificio se dividen en tres clases:

levantamientos-topograficos

Preliminares. Para el arquitecto pueda elaborar los planos del edificio, necesita informar sobre:

  1.  Colindancias y topografía general del terreno.
  2. Calles, aceras y pavimentos.
  3. Servicios públicos: drenaje, agua potable, gas en tubado, energía, eléctrica y vapor.
  4. Edificios construidos previamente en el terreno o sus cercanías.
  5. Condiciones del subsuelo, evaluadas en muestras tomadas en pozo a cielo abierto y perforaciones.
  6. Análisis de suelos.
  7. Cálculo y medida de materiales en el terreno (levantamiento ingenieril).

 Levantamiento de Construcción. Levantamiento de evaluación de las condiciones de las estructuras adyacentes y establecimiento de las colindancias y niveles. Para esto se necesitan:

  •  Levantamiento de evaluación de las condiciones de cualquier estructura adyacente que pudiera sufrir daños al realizar la nueva construcción.
  •  Lecturas de marcas de elevación presentes en estructuras preexistentes, incluso las asociadas con las acometidas de servicios públicos y las del pavimento de la calle.
  •  Plano general de la construcción: líneas de referencia, resaltos e hitos.

 Levantamiento de posesión. Se realiza después de terminado el edificio.