Con el fin de proteger la obra de fábrica de los daños ocasionados por el congelamiento, conviene tomar las siguientes precauciones especiales a la hora de construir un muros de albañilería:

muro-albanileria

  •  Los materiales que se van a utilizar deben estar secos.
  • Cada vez que se suspendan el trabajo, es necesario cubrir la parte superior de los muros, unos 60 cm, que no estén protegidos o abrigados por otras estructuras.
  • Si algún material se congela es necesario descongelarlo.
  • Las piezas de albañilería deberán calentarse a una temperatura mínima de 4.5 oC.
  • La temperatura del mortero debe ser de 4.5 a 49 oC, no se debe aplicar mortero en superficies congeladas.
  • De ser necesario, se debe proteger el muro con calefacción y rompevientos durante 48 horas.

En condiciones frías conviene usar un mortero a base de cemento de fraguado rápido.

Aunque en mi caso no vivo en un país que hace frio (El Caribe), pero espero que les sirva a otros lugareños que nos visitan donde las temperaturas son muy muy frescas.